Dogo mallorquín: características, fotos, pelo y color

Raza Dogo Mallorquín

El Dogo mallorquín o perro de presa mallorquín es una raza de perro autóctona de Mallorca. Es un cruce entre el Mastín Ingles y bulldog y razas molosos de la zona de esa época, es raza oficialmente desde el año 1964.

Fue usado por el Gremio de Carniceros, su función era agarrar al vacuno hasta sacrificarlo. También se convirtió en unas de las razas más conocidas por las peleas de perros y otros animales en la isla de Mallorca. Actualmente es un gran perro guardián y a la vez familiar. Cuando estuvo a punto de desaparecer en 1980 se cruzó con el Ca de Bestiar. Es un perro reservado y desconfiado con los extraños, perro boyero, adaptado al clima. Posee una adaptación extraordinaria, pero no es un perro para colocar en cualquier mano. Su educación y socialización deben ser iniciadas lo antes posible pues la raza es naturalmente dominante.

Características del Dogo Mallorquín

Los machos miden de 59 cm y las hembras de 56 cm, hasta la cruz pesan tanto unos como otros de 38 a 42 kg. Tiene una cabeza voluminosa y maciza, el cráneo es ancho, el stop o depresión naso-frontal de frente apenas es acentuada, siendo algo más visto de perfil aunque no excesivamente. Puede mostrarse dominante hacia sus congéneres del mismo sexo. La hembra tiene tendencia a ser más manejable que el macho. La vida en apartamento puede convenirle si se le consagra tiempo y se le da la oportunidad de ejercitarse regularmente, por su alta capacidad de adaptación, son de entornos rurales y urbanos, se logran adaptar a todo tipo de viviendas. Se recomienda un buen adiestramiento canino para una óptima. El aburrimiento o la inactividad suele hacer de estos perros animales  destructivos, compulsivos, nerviosos y agresivos.

Sus orejas son cortas y echadas hacia atrás. El cuerpo es macizo con vientre recogido. Los ojos son ovalados y algo oblicuos; en cuanto al color entre más oscuro mejor, los miembros anteriores son fuertes y la cola llega al corvejón.  Las manchas blancas son admitidas en los miembros anteriores, pecho y toleradas hasta un máximo de 30 % de la superficie del cuerpo. La máscara negra es igualmente admitida.

En sus defectos y faltas que lo descalifican están: Criptoquirdia o monorquidia, orejas o cola amputada, color blanco en más de un 30%, manchas de cualquier coloración, ojos de colores no permitidos, excesiva timidez y enognatismo.

Sin embargo, por su constitución robusta y parecida a otros perros molosos, vale la pena prestar atención a problemas como: displasia de cadera, displasia de codo, torsión gástrica, ectropión, entropión, problemas respiratorios.

Por norma general estos perros son muy amigables con los integrantes de sus familias, incluso si son agresivos hacia extraños, pero tienden a ser independientes y poco cariñosos. Como todos los animales no toleran bien el adiestramiento basado en castigos y malos tratos (que difícilmente puede llamarse adiestramiento), pero responden bien al adiestramiento en positivo.

Un Dogo mallorquín difícilmente será un campeón de obediencia canina, pero no hay impedimento para que sea una mascota ejemplar y bien educada. Su educación y socialización deben ser iniciadas lo antes posible pues la raza es naturalmente dominante. Si indagamos en su mirada nos dará la sensación de que piensa.

https://www.youtube.com/watch?v=GtI1y0xbgSs

Pelo y color

El pelaje es corto y áspero. El cuidado del pelaje es un simple cepillado semanal y una limpieza regular de las orejas y los ojos.  Los colores preferidos en su orden son el atigrado, el leonado y el negro. En el atigrado se prefieren los tonos oscuros y en los leonados los matices intensos.

Su piel es gruesa, bien pegada al cuerpo, excepto en el cuello, que puede formar ligera papada.

Curiosidades sobre la raza Dogo Mallorquín

Es otra de las excelsas razas españolas (Palma de Mallorca) que gustan de los climas templados y que poseen una capacidad pulmonar desarrollada para la resistencia, misma que aplican en sus grandes carreras. Su desarrollo histórico en esta zona a pie del mar mejoró sus alelos en cada cruce para tales fines.

Sus antepasados llegaron a Mallorca gracias los intercambios culturales y sobre todo comerciales, especialmente por seda china y algunos enseres de plata que equivalían al valor del perro antecesor del Dogo mallorquín.

Este ancestro (se estima que su nombre era Dogo de la península ibérica) demostró fiereza en combarte en situaciones adversas, como lo era el pelear contra piratas en pleno barco o a las orillas de los puertos cuando éstos buscaban saquear para abastecerse. El can de por sí, resultaba parte del botín pirata cuando éstos tenían éxito, especialmente las hembras en gravidez y/o sus cachorros.

El real origen del Dogo mallorquín detonó cuando Menorca pasó a ser colonia inglesa. Los marineros, aristócratas y pastores comenzaron a cruzar indiscriminadamente a sus más poderosos perros de guarda, caza y pastoreo con el Dogo de la Península Ibérica. He allí su génesis y la compresión de su velocidad, resistencia, astucia, fiabilidad y porte.

Comenzó a figurar el Ca de Bou (nombre con el que es más conocido el Dogo mallorquín) como raza canina para el año 1923. 05 años después se inscribe el primer ejemplar y en 1929 resultó ganador de la Exposición Canina de Barcelona, resultando además de una sorpresa, el nacimiento de un boom de adquisición por parte de la aristocracia española de esos tiempos al definirle “rupestre, elegante e impresionante”, esto aunado a su atractivo color oscuro, del cual mientras más intenso, es más atractivo el perro.

En el hogar

Amerita el Dogo mallorquín un entrenamiento intensivo desde cachorro. Si no le adopta o compra en el lapso de sus 60 días a 8 meses, ha de solicitar certificación de buena conducta, ya que es un perro dominante y que gusta de apoderarse del hogar y no se deja intimidar por órdenes que no ha aprendido.

De adoptarle en el lapso indicado, usted tendrá en su casa a un perro que se adaptará a su modus vivendi de una manera extraordinaria y comedida. Y mientras mejor socialización le brinde con el entorno, sus actitudes serán más propicias para así discriminar entre con quienes ha de estar atentos y/o defenderse y con quienes estar y mostrarse a gusto.

Su adaptación a las inclemencias del clima le hace más resistente en países con dos o cuatro estaciones por igual. Más su suministro de agua fresca ha de ser permanente o puede manifestar inquietud y mal humor sí se siente sediento.

Te recomendamos profundizar en otras razas como el Mastín Inglés.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies