Perro de agua americano: características, fotos, pelo, color…

Por su nombre, fácilmente se puede deducir su lugar de origen. El Perro de agua americano es una raza nacida en los territorios estadounidenses, cuyo nombre en inglés se conoce como American Water Spaniel. Aunque no se conoce la fecha exacta de su aparición, muchos creen que fue durante los comienzos del siglo XIX, durante el año 1800. Tampoco se conoce a ciencia cierta, quienes son sus ancestros.

Las teorías que se mantienen son dos. La primera declara que resultó del cruce de un Perro de agua inglés, una raza que ya está extinta, con un Spaniel de campo. Los que no creen en esta versión, aseguran que el cruce no fue solo con esta última raza, sino que hubo otras razas involucradas que dieron a lugar a este ejemplar.

Perro de agua americano

Su aparición llevó a ser reconocido como un perro de caza, y los cazadores de Estados Unidos optaron por aprovechar sus cualidades para atrapar aves. La razón de escogerlo, es que el Perro de agua americano no solo era capaz de recuperar presas en la tierra, sino también en el agua, llegando a ser la elección preferida a la hora de realizar esta actividad.

Pero no fue hasta 1920 que logró ingresar al registro oficial de razas, ya que fue el año en que logró tener mayor popularidad. Pero aun así, ante la mayoría de la población pasaba desapercibido, por lo que los criadores se esforzaron plenamente en su reproducción, para evitar que desapareciera. Sin embargo, ha logrado formar parte de muchas familias, destacándose como un perro fiel y cariñoso, que fácilmente se adapta a la vida del hogar. Se considera como uno de los ejemplares que contribuyeron al desarrollo del Boykin Spaniel.

Características del Perro de agua americano

Entra dentro de la categoría de los perros de raza mediana, llegando a medir entre 36 y 46 cm de altura, mientras que llega a pesar desde 11 hasta 20 kg. Existen casos de algunos que han llegado a medir has 50 cm con un peso máximo de 23 kg. El aspecto de su cuerpo es robusto, y musculoso. Su cabeza es totalmente proporcional al resto de sus miembros, siendo de tamaño pequeño y ancha. A los lados, caen sus orejas peludas, y por lo general, la nariz tiene un color negro o tonalidad muy oscura.

Perro de agua americano

Cuenta con un excelente olfato, cualidad que se ve beneficiada por el tamaño de sus fosas nasales.  Esto le ha permitido rastrear fácilmente las presas, sin importar que se encuentren algo distantes. Sus mandíbulas encajan perfectamente, lo que le brinda una mordida firme, sin embargo, le entregan a su amo las presas sin maltratar.

Pero a pesar de no ser el preferido, si se considera un perro idóneo para vida hogareña. Su personalidad es activa y alegre, por lo que se destaca como enérgico. Esto se puede corregir con algo de entrenamiento. Aunque son inteligentes y obedientes, puede ser algo complicado su adiestramiento, ya que se destacan por tomar una actitud terca. Es así como también se logra que sea sociable, evitando de esta manera que sea agresivo ante extraños.

Es un ejemplar que cursa con excelente salud, siempre que se le hagan los cuidados correctos. Por lo que no se debe realizar una visita periódica al veterinario. No existe predisposición a ninguna enfermedad, pero no queda exento de que su salud pueda verse afectada en algunos casos, por determinadas afecciones. Sus años de vida varían entre 10 a 14 años.

Pelo del Perro de agua americano

Tiene dos capas de pelo, que le brindan resistencia a climas fríos. El pelaje se caracteriza por ser rizado o en otros casos ondulado. Requiere constante cepillado para eliminar los pelos que se han caído. Se recomienda darle un baño cada seis semanas para mantener el brillo y la sedosidad.

Perro de agua americano

Color

El Perro de agua americano se puede encontrar en tres colores: marrón, chocolate e hígado.

Su clasificación

El Perro de agua americano fue reconocido con su estándar oficial el 14 de febrero de 1995, siendo agregado por la Federación Cinológica Internacional en el grupo 8, sección 3, perros cobradores de caza, perros levantadores de caza, perros de agua con prueba de trabajo.

Hechos y curiosidades sobre la raza

Cada vez que alguien se refiere al Perro de agua americano, hace destacar su “cola de timón”, ya que esta pareciera decirle al can hacia dónde ha de nadar. Y es tanta la exactitud tanto para el rastreo y captura con cobro de presas en ríos y mares y su manera de egresar a la orilla aun cuando su visibilidad se vea algo empañada, que toca decir que sí, su cola cumple dicha función.

Los granjeros de Minnesota y Wisconsin, en reuniones informales propias de la cacería para alimentar a sus familias y evitar consumir a las aves y demás animales de sus corrales, coincidieron en que requerían de canes que les asistieran tanto en el agua (lagos, ríos, pantanos y humedales) como en tierra.

Fue así como surgió, luego de varios intentos con diversos perros de los cuales, por desconocer los alelos necesarios y hacerlo casi que por selección natural inducida, pudo surgir el Perro de agua americano, el cual con rapidez demostró grandes aptitudes para la caza, aunque las primeras camadas eran muy agresivas y desgarraban a los patos. Toco seguir experimentando y entrenado, incluso hacerles trabajar con otros perros cobradores para que supieran comportarse y así, en un lapso de 10 años aproximadamente, la raza había cumplido los criterios para los cuales se le dio existencia.

Es tanta su perseverancia, exactitud, orientación, prestancia y velocidad, que fue tomado como uno de los símbolos americanos de la cacería en la década de los cuarenta del siglo XX, existiendo campañas publicitarias y slogan con su efigie.

Otra de las curiosidades es que es un perro “compacto”, por lo que es muy estimado ya que ocupa un espacio digamos “aceptable” en botes y canoas, sabiendo además agazaparse para ser un factor sorpresa en las ocasiones que deban ser necesarias (cuando un disparo pueda alertar a otras aves y perjudicar a otros cazadores, problema que siempre termina mal en el gremio).

Puede fungir como perro guardián y además rastrear tanto a alimañas como personas u objetos perdidos, dándole combinación a su portentoso olfato y su inteligencia. Sus ganas de complacer le hacen un buscador incansable, en ocasiones exageradas, lo que amerita calmarle con algo de disciplina y mucho de afecto, así comprenderá que el objetivo no logrado, se equilibrará con otro luego que sí será alcanzado.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies